Increíble, olas sin playa

admin 13 diciembre, 2011 0
Para convertirse en una estrella del surf ya no hace falta peregrinar a Hawai, basta con acercarte a Aizarnazabal, en Gipúzcoa.
 

  Este pueblo de apenas 700 habitantes no tiene playa, pero se ha convertido en uno de los lugares de peregrinación obligatorios para los amantes de las olas.

 Allí está el Wavegarden (Jardín de olas, en inglés) una revolucionaria instalación capáz de convertir un lago artificial en un destino de surf de primer nivel.

Surfistas de talla internacional como el Estadounidense Bobby Martínez o el Español Aritz Aranburu ya le han dado el visto bueno a los 300 metros de longitud del wavegarden que permiten hacer trayectos de hasta 30 segundos sobre la tabla.

  Queda por decir que están todos invitados, es una buena oportunidad para pasar el día con la familia, amigos practicando un deporte espectacular,  al alcance de todos y olas para todos los gustos!

Deja una respuesta »